¿Seré un buen padre?

Uno de las preguntas más recurrentes a la hora de afrontar la difícil tarea de ser padres, es si lo haremos bien o no. Desde ya hay diferentes perspectivas y opiniones para lo que es un buen padre, pero la pregunta: ¿seré un buen padre?, seguramente se la ha formulado todo hombre (y mujer) en el transcurso de su vida.

Una tarea diaria y extensiva como la de ser padre incluye innumerables aspectos a tener en cuenta. Uno de ellos es decidir qué haremos una vez tengamos un hijo, en relación a los videojuegos. Bien es sabida la cantidad de virtudes y prejuicios que este tema genera, y somos nosotros quienes debemos emitir nuestro juicio de valor a la hora de la crianza. ¿Cómo? ¿cuándo? ¿cuánto tiempo? ¿a qué juegos?, seguramente serán temas de deliberación en la charla de pareja, o incluso con uno mismo.

Nuestros propios padres no estuvieron exentos de esta realidad: ellos fueron en gran parte determinantes de nuestra relación con los videojuegos, y lo más probable es que adoptemos su misma forma de accionar, aunque a veces no estemos totalmente de acuerdo al respecto. Algo que llama la atención es la cantidad de estereotipos bien definidos de padres frente a esta situación: hay conductas muy generalizadas que hacen fácil el análisis al respecto.

Por tanto, los padres pueden tomar diferentes posturas en cuanto al uso de videojuegos por parte de sus hijos se refiere. Algunas son extremistas, otras sumamente descuidadas, y otras con las que quizás congeniemos de manera general. Estas son algunas de las más recurrentes.

Rechazo absoluto

Víctimas de las noticias sensacionalistas, la desinformación y los comentarios desinteresados, este tipo de postura hará que los padres prohíban terminantemente a sus hijos acercarse a una consola. Las razones pueden ser incluso más variadas, en algunos casos rayando el absurdo: conozco de padres que, por culpa de que las noticias decían que los videojuegos generaban daños irreversibles en el cerebro, nunca dejaron que sus hijos tomaran un joystick. La posibilidad de prohibición y cumplimiento son escasas en los tiempos que corren, por lo que esta postura es cada vez más tendiente a desaparecer.

Desinterés

En este tipo de situación, a los padres les da igual si sus hijos juegan o no a los videojuegos. Hay una diversidad grandísima de motivos por lo que esto puede suceder. Una de las que más me llama la atención, es la de aquellos padres que alegan que les da lo mismo con que jueguen sus hijos, mientras no molesten. Extremista, es cierto, pero pasa de verdad. El desinterés seguramente hará que el niño se maneje a gusto y placer en el mundillo, cosa que no siempre tiene sus beneficios.

Control

En este caso, los padres dejarán que sus niños jueguen a los videojuegos, pero siendo estrictos en cuanto al horario, la cantidad de tiempo y los títulos que sus hijos jueguen. Por supuesto, requiere más tiempo y atención de parte de los padres, así como también voluntad y cumplimiento pleno de parte del educado. Es una postura eficiente en el caso de poseer el tiempo suficiente como para estar encima del hijo, aunque no todo el mundo tiene las mismas ideas sobre lo estricto que debe ser un padre. En este tipo de casos, el niño generalmente aprende a sistematizar el uso de videojuegos en su vida, por lo que generalmente presta más atención a otras cosas o a una variedad más amplia de actividades.

Fanatismo

Cuantos casos podemos encontrar en la web de padres que transmiten su pasión por un tema en particular a sus hijos. En el caso de gamers empedernidos, puede que esta situación se refleje a la hora de que su hijo deba jugar con una consola. Incluso podrán compartir la pasión en formas iguales. Todo dependerá del grado de fanatismo del padre, que si es muy elevado, puede no ser beneficioso para el niño.

Estos son solo algunos ejemplos. Seguramente el lector puede formular muchísimos más, en infinidad de matices y situaciones, en cuyo caso sería estupendo que los compartiera. Cada uno puede tomar una postura definida al respecto, yo compartiré la mía.

No creo que los videojuegos sean un tema determinante en cuanto a la crianza de un niño; no obstante, es un tema que atañe a todo aquel que alguna vez haya jugado con una consola. La crianza se basa en una diversidad de aspectos enorme (salud, deporte, educación, valores, etc.) pero en cuanto a videojuegos se refiere, creo que es importante que un padre se interiorice si su hijo está interesado en el tema. Yo, como jugador, seguramente transmitiré mi manera de pensar sobre videojuegos a mi hijo, sobre todo porque considero a los videojuegos una manera más de jugar, como cualquier otra. Produce un placer enorme tomar el joystick y embarcarse en una aventura imaginaria, y es ese el objetivo fundamental del juego. Y si a juego nos referimos, seguramente no me gustaría que mi hijo se pierda tamaño placer.

Las responsabilidades, los tiempos, las maneras, son tema aparte y cada uno puede accionar de manera distinta. Todavía no soy padre y tengo tiempo para pensar al respecto, solo se una cosa: no privaré a mi hijo de este placer inigualable, de esta forma de jugar tan divertida, que es el mundo de los videojuegos.

55 comentarios
  1. Demitri
    Demitri Dice:

    Lo ideal es tener cierto control sobre contenidos y horas de juego: todos los que llevamos unos añitos dándole a los videojuegos sabemos que un atracón no es bueno y el sentido común se encarga de decirnos que, según que juegos, no son apropiados para los más peques igual que pasa con las películas o las conversaciones de adultos.

    La tendencia de prohibición total tiende a desaparecer porque la gran mayoría de la gente se ha criado con máquinas de uno u otro tipo entre sus manos (DVDs, consolas, ordenadores, PDAs, móviles, etc) con lo que ya forman parte de su vida y no conciben la posibilidad de prescindir de ellas.

    Un saludo.

    Responder
  2. Gonzalo
    Gonzalo Dice:

    Como tantas otras cosas, creo que mis padres llevaron a cabo un control del que no me di mucha cuenta pero efectivo. Recuerdo ocasiones en las que me hacían apagar la consola, pero generalmente surgía de mi mismo, y combinaba equilibradamente jugar con la consola con jugar con los playmobil y cosas así.
    Donde recuerdo un mayor control es en la televisión, pues siendo muy pequeño no se me permitía ver Bola de Dragón o Los Simpsons, aunque la prohibición duró muy poco y de todas formas lo veía a escondidas, jeje.

    Responder
  3. Decatonkeil
    Decatonkeil Dice:

    Control, que en eso consiste ser padre, que nadie dijo que fuese facil, FOXNews XD. El fanatismo nos puede servir, no tanto para inculcarlo como para conocer qué es bueno y apropiado: ya dije que yo a un crio no le daría un juego para más de 18 (“oh, es que le van a hacer el vacío sus amigos” sí, como en el capitulo de Chinpokomón, a hacerle el juego a las compañias…), pero tampoco le comraría un juego basado en una película ni las franquicias barateras que todos conocemos.

    A mi mis padres no han intentado modelarme, con lo cual yo he escogido mis aficiones, pero a todos nos gusta compartir puntos en común y la actitud positiva hacia unas u otras ayuda. Yo les transmitiría un pensamiento crítico y apreciativo hacia las cosas de las que, por afición, entiendo (videojuegos, animación, ciencia ficción, cómic… y eso me daría la oportunidad de enseñar los clásicos), incluso aunque acabe por quedarme siendo yo la persona que, en la familia, tiene más interés por esas cosas.

    Responder
  4. SrVallejo
    SrVallejo Dice:

    El otro dia estaba comprando en una tienda de videojuegos y escuche la historia de un niño de 9 años que tenia todos los gta, me parecio una barbaridad como un piano.

    Obviamente, como yo disfruto con los videojuegos, opino que mi hijo tiene el mismo derecho, pero cada titulo a su edad.

    Responder
  5. Hector
    Hector Dice:

    Yo tengo dos sobrinos que estan viviendo conmigo y los unicos videojuegos que tienen para jugar son los que tengo en mi computadora, o sea, que primero comence enseñandole y mostrandole los juegos de nes, snes, sega, play uno y asi escalando de a poco, no saben lo lindo que es verlos divirtiendose con el bomberman,el battle toads o super mario, (va cayendo una lagrima por mi mejilla) jajaja.
    Y con respecto al tiempo tienen dos horas y media o tres como maximo, mas de eso no, claro que para poder jugar primero tienen que hacer la tarea, sino no juegan nada.

    Responder
  6. mindmaster
    mindmaster Dice:

    Yo siempre e creido que el control es lo mas importante en estos casos y se de muchos que no les interesa lo que los hijos quieran jugar “si me lo quita de encima esta bien”.

    y cuando les decia sobre las categorias de edades se quedaban con cara de WTF y siempre responden ” pero esto de los nintendos (y si hay gente que le dicen a los PS3 o Xbox 360 Nintendo) es para niños”.

    Responder
  7. zero_
    zero_ Dice:

    La pregunta es, ¿dejaré que el niño juegue o acapararé yo siempre la consola? xD

    No, en serio, yo creo que dejarle jugar un rato los fines de semana como hacían mis padres conmigo basta. Eso sí, a diferencia de ellos yo controlaría a qué juega, aunque tampoco he salido un psicópata por pegar tiros en el Contra con 4 años.

    Responder
  8. Gustavo
    Gustavo Dice:

    Pues yo creo que si lo sere:

    En primer lugar tendré hijos cuando haya terminado mi carrera completa como profesional y amasar una fortuna razonable para solventar los gastos de una familia.

    Procurare no engreir mucho a mis hijos, no es bueno ser muy sobreprotector.

    Y sobre el tema del ocio de los games, que puede jugar tanto como quiera pero que sepa administrar su tiempo para los estudios.

    Por lo menos las cosas las tengo bien planteadas, espero dar lo mejro de mi para que sean asi.

    Responder
  9. Ölefolk
    Ölefolk Dice:

    yo a mis hijos les dejaria…no quiero privarlos de lo que me privaron a mi. aunque es bastante desagradable el caso (lo veo con mi primo, que tiene xbox360) de esas familias que le compran consolas pero no lo dejan jugar y apenas le compran juegos (digno de un trolldad, le dicen siempre “bajate las demos que son gratis, pero juegos no te voy a comprar”).tambien, en el mismo caso, no le dejan ocupar consolas porque “es un niño desadaptado” cosa que no veo por medio lado…aun a mi me dicen esas cosas y ya estoy bastante mayor ._.

    voy a poner un pequeño factor que se que no tiene mucho que ver con lo de ser buen padre o no, pero si sobre la posibilidad de un niño de que juegue videojuegos : el ECONOMICO.
    de niña, por factores mas que obvios (por ser mujer, blablabla) nunca tuve una consola. pero despues mas grande, con mas decision, a pesar de que cumpliera mis obligaciones no se podia comprar una consola simplemente. asi que cuando tenga hijos su relacion con los videojuegos dependera de que si le puedo comprar una consola o no ._.

    pd. disculpen lo desordenado del post…estoy en clases 😀

    Responder
  10. necro
    necro Dice:

    Especular, con este tema no hacemos mas que especular. Lo digo porque al menos los que han comentado hasta ahorita parece que no son padres.
    Uno puede tener muy claras las cosas que hara y las que no cuando sea padre pero (y esto lo digo por experiencia aunque no propia) al momento en que esas pequeñas maquinas de fabricar excremento salen del vientre materno la postura de las personas cambia y algunas veces demasiado. Lo que antes de ser padres veian como bien o aceptable en ocaciones deja de serlo al tener un pequeño mequetrefe entre los brazos.

    Creo que para conocer un poco mejor posturas de esto seria bueno que los que son padres y sus hijos ya estan en edad del vicio nos platicaran como les va en ese tema y como estan haciendo o como se estan comportando como progenitores encuanto a los videojuegos.

    Aunque bueno, es obvio que nosotros como personas a las que les gustan los videojuegos optaremos por el control, siempre y cuando el vastago se sienta atraido hacia este mundillo.

    Responder
  11. Edu Blanco
    Edu Blanco Dice:

    Como imagino que no tienes muchos padres entre tus lectores, te dejo mi consejo de papá de 39 años con churumbel de 7 y aficionado a los videojuegos desde los tiempos del Pong:

    SENTIDO COMÚN

    Los videojuegos ofrecen experiencias maravillosas pero es muy fácil caer en la trampa de las clasificaciones por edades ¿si el Mario Bros es a partir de 3 años significa que ya lo puedo enchufar a esa edad? NO! Nada de pantallas antes de los 2 años. Cada etapa tiene un tipo de juego, todos son importantes, si un niño prefiere quedarse jugando a la DS en vez de bajar al parque a dar pelotazos o a cambiar cromos es que algo no funciona bien, se le ha expuesto a unas experiencias de juego que su cerebro inmaduro puede no interpretar correctamente.

    Los videojuegos tienen un poder de atracción muy fuerte, en su naturaleza está el enganchar a los jugadores, es un recurso desde los tiempos de las monedas; es cuando los padres entran a saco para “despegar” a los críos, pero hay que ser coherente y no hacerlo a conveniencia (con lo bien que nos va la maquinita cuando estamos en el restaurante!).

    Te puedo decir que a mi hijo le encantan los videojuegos, y que si por el fuera le dedicaría todo su tiempo; estas navidades le regalamos la Wii y la utilizamos exclusivamente los fines de semana y vacaciones a ratos muy concretos, como una opción de ocio familiar, y tenemos muchas discusiones porque no le parece bien el control que tenemos, pero es lo que hay. Valora que a su papá le gusten los videojuegos y los dos disfutamos de nuestras partidas al Mario Karts o al Donkey Kong Country, pero también que bajemos al parque, salgamos al campo con otras familias, o nos sumerjamos a hacer snoorkel en la playa.

    Si lo gestionas bien puedes compartir tu afición y pasar muy buenos momento con el peque, aunque también piensa que cada niño es un mundo y puede que no le interese lo más mínimo el tema.

    P.D. Y yo… pues a jugar cuando el peque está durmiendo, que apenas queda tiempo, y aunque parezca algo clandestino también hay que predicar con el ejemplo.

    Responder
  12. Zizou
    Zizou Dice:

    Yo tenía restricciones en cuanto a las horas de juego, sobre todo por la noche y en época de exámenes, cuando mi padre escondía, dolorosamente para mi, el teclado y el ratón del ordenador. Es una política que me parece correcta y que yo también aplicaré.

    Sobre contenidos adecuados para la edad, pues en mi época los juegos de NES no eran tan +18 como ahora, así que tenía libertad total. Mi primo, que es más joven, si ha tenido hasta hace poco, que ha cumplido 16 años, la restricción de no poder jugar a títulos para mayores de edad. Otra idea que veo acertada y pienso cumplir.

    Y por último, aunque a mi padre le gusta la electrónica, nunca ha estado interesado en videojuegos. Si mi hijo sale gamer, aprovecharé que yo también lo soy para jugar con él a ciertos juegos (fútbol, carreras, etc.) que es algo que de crío me hubiera encantado que hiciera mi padre conmigo.

    Responder
  13. enrique199x
    enrique199x Dice:

    A mi los futuros hijos que me dan lastima son los que su padre dice: “por mis cojones, mi hijo va empezar con un supernintendo, si se acerca a un XBOX, le dare tremenda paliza…”
    Bueno, ya en serio, los videojuegos son solo una forma de divertirse y enbarcarse en grandes aventuras.
    Aqui en Mexico, todavia hay personas de 30 años o mas que los ven como un juguete que no deja nada bueno.
    Yo la verdad no pienso tener hijos.
    Pero si tengo sobrinos quizas les deje usar mi consola cuando me visiten.

    PD: Lo del comentaario del principio… de veras no sean tan ojetes con sus hijos, si a ellos les gustan las consolas de nueva generacion, no se las nieguen, solo comprenles juegos adecuados a su edad, si ellos quieren por voluntad propia jugar una Super Nintendo, pues que genial, pero recuerden que los gustos no se imponen o si no tendran a un hijo que odiara lo que trataron de imponerles.

    Responder
  14. seburo
    seburo Dice:

    Edu, ya veo que el método que acabamos es el mismo. Eso significa que es el bueno. Yo tengo uno de dos años y otra de 4 meses. Seguiré el mismo método que tú: control basado en sentido común. Y eso de jugar por las noches me hace sentir un poco “vampiro” pero es la única manera de disfrutarlo! 🙂

    Responder
  15. Vik Reznor
    Vik Reznor Dice:

    Pues en mi caso, mis padres tenían cierto control en el tiempo que jugaba me dejaban dos o tres horas máximo, en cuestión a el tipo de juegos, pues en mi tiempo tuve un cartucho del Famicom con muchísimos juegos y en ese sentido no tuve problema, en mi opinión personal creo que los niños de éstos tiempos no se sorprenden tan fácil, juegos como GTA (cualquiera de ellos) acá en México están al alcance de la mayoría y cualquiera lo puede tener, aún a pesar de su contenido y clasificación, en el cibercafé de la esquina de mi casa es lo que mas se juega y en lo personal no me agrada, como mencionan comentarios anteriores se supone que debe de haber cierto control, y es donde me pregunto ¿donde están los padres de ellos niños que juegan a matar gente, a robar, incluso a tener relaciones sexuales? .
    Yo creo que cuando llegue a tener hijos tomaré el ejemplo de mis padres de limitar en cuanto a tiempo, y ya en mi caso que me considero un seguidor de las consolas y con cierto conocimiento, podré controlar también la clasificación de dichos juegos, y sobre todo no perder la noción de lo que es el mundo no olvidando los deportes, los amigos, la familia, pero antes que nada saber si mi hijo(a) se siente atraído por las consolas aunque siendo mi hijo yo supongo que le llamarán la atención por que probablemente alguna vez me vea jugando jeje en fín y como resumen…
    Control y Humanización!

    Responder
  16. ICEC00L
    ICEC00L Dice:

    Aún no soy padre pero como muchos de ustedes si soy tío y me encanta ver a nuestra peque cuando agarra un joystick y hace como que juega (apenas tiene 16 meses y ya se prende 🙂 ). No veo mal que los videojuegos sean supervisados por los mayores, es más, mi hermano que tiene más de treinta vive conmigo y juega Assassins Creed, acto que lleva a mi mamá a preguntar cosas cómo: ¿ese juego es diabólico?, ¿está en contra de la religión?… quiero decir con esto que hay padres y padres y en mi caso mi mamá siempre se interesa (en su mínima medida) en que nuestros juegos no sean perjudiciales para nuestra mente y conducta social.

    Por otro lado se está haciendo un tendencia cada vez más fuerte en la relación de los juegos con los padres y si no, ver el caso de Pokemon, un juego 100% ideal para los chicos y que viene con manuales para padres y hasta guías con consejos en la página web de Nintendo.

    Responder
  17. Chingomil
    Chingomil Dice:

    Mis padres me criaron entre un nivel de “Desinterés” y de “Control” (Todavía recuerdo claramente como mi padre discutía cuando me compraron el smash bros de 64), al parecer de alguna manera me volví fanático, a veces siento que los videojuegos me quitan mas tiempo del que debería, pero al mismo tiempo soy bastante responsable (Si, una combinación extraña, ni yo se como funciona)

    Si alguna vez tengo hijos (No los planeo a decir verdad) creo que lo educaría entre el control y el fanatismo, no tanto restringido con horario de juegos, pero que tome en cuenta sus responsabilidades y claro tendré algo de control sobre sus juegos (nada exageradamente violento ni gore)

    P.D. (Me gusta poner oraciones entre paréntesis)

    Responder
  18. yiyo-chan
    yiyo-chan Dice:

    Creo que habria que preocuparse sobre como vamos a criar a nuestros hijos, el dia que planeamos encargarlos.

    Responder
  19. bonudole
    bonudole Dice:

    la revista club nintendo de acá de México traia un articulo parecido
    se llamaba entrenando a un novato
    y sobre mi hijo pues apenas tengo 16 años
    cuando tenga uno lo pondré a jugar con el nes para que conozca la historia
    y no solo sea uno mas del montón

    Responder
  20. alienhunter
    alienhunter Dice:

    @edu ,@seburo; ya somos tres que jugamos en las horas de penumbra…
    lo dicho , sentido común , y o no me pongo a jugar con los niños al house of dead , pero si al kirby , al mario kart o al juego de cars…

    Responder
  21. Alvarox31
    Alvarox31 Dice:

    La verdad es que no creo que ser o tener un padre desinteresado sea tan malo, todo esta en como uno crece muy aparte de si juega o no videojuegos. A mi me regalaron un N64 a los 5 años (y todavía la sigo teniendo) y también un gameboy color y jugué mas que ningún otro chico que haya conocido en mi infancia. Pero esto no fue tan crucial en lo que respecta al desinterés ya que no probe tantos juegos, solo los basicos (por decirlo asi) Zelda OoT (que lo termine mucho tiempo despues) , SSB, Super Mario 64, Pokemon Stadium (en gb tambien) y por ahí uno que otro juego “x”.

    Luego me dieron mi PS1 y con eso si empece a buscar aun mas. Se había empezado a piratear juegos como no tienen idea y yo pedía unos 3 cuando íbamos a comprar por ahí. En esa época que yo tenia algo de 7 años termine jugando todos los Crash, un par de FF (que nunca termine porque ni sabia mucho ingles y era un chibolo), Tomb Raider, Marvel vs Capcom, Dragon Ball Final Bout, Digimon Rumble Arena y un sin fin más de juegos.

    Y fue un muy buen tiempo de mi infancia que estuve así, dándole y dándole a mis consolas, y no fue nada que me perjudicara. Siempre tuve los primeros puestos en el cole (hasta ahora que sigo jugando como nunca) incluso aprendí mucho mas ingles que mis compañeros solo para jugar varios de los juegos que tenia ahí. Y es que al cabo solo importa como le muestres los videojuegos a un niño y como él los toma, los entiende y los juega. Al fin y al cabo todo dependerá de como se le ha criado desde un principio

    Responder
  22. Time Master
    Time Master Dice:

    Hay que saber encontrar un equilibrio. Yo siempre tuve pocas consolas y pocos juegos (aunque la emulación me salvó, en mi casa siempre hemos sido más de PC) y la verdad es que no lo veo mal.

    Ahora bien, seguramente si algún día tengo hijos, tendrán más acceso a los videojuegos del que tuve yo.

    Aún recuerdo mi padre viéndome jugar al Red Steel de la Wii y diciéndome “pero qué juego más bestia no?? De donde has sacado algo tan violento??” (tenía yo 21 tacos XD) Mi padre es uno de estos desinformados que se creen que el hábito hace al monje (en el caso de los videojuegos)

    Responder
  23. Jlink
    Jlink Dice:

    Pues a mi no me gusta hablar de planes en lo que respecta ser padre, se puede decir mucho, pero cuando te asalta la paternidad imagino que la mayoría no sabe ni por donde empezar.

    Sin embargo, creo que mas que hablar de videojuegos en concreto, si llegara a tener hijos, buscaría inculcarles criterio. Eso del control se me hace bueno, pero supongo que es dificilisimo estar detrás de un joven todo el tiempo. Puede que en casa no este el GTA, pero en la de un amigo si, y ahora con internet pues bueno, ya es difícil poner tantas riendas. Sin embargo, si inculcas criterio y sentido común, pues un niño puede saber lo que es bueno y malo para el.

    Recuerdo que jugábamos con mi papá y tuvo detallazos, como cuando jugábamos street fighter, nosotros decíamos “ya te mate”, y nos corregía diciendo “lo derrotaste”, es increíble como con pequeñas cosas puedes hacer que violencia se traduzca en competencia.

    Responder
  24. gutix90
    gutix90 Dice:

    Yo he tenido la suerte de pertenecer al “fanatismo” de mi querido padre 🙂 A él le debo mi pasión por los videojuegos, hasta nos los hemos pasado juntos.

    Responder
  25. Blackpill
    Blackpill Dice:

    Mi hijo tiene 5 y le encanta decapitar zombis y matar prostitutas. Pero en general trato de que sean menos violentos los juegos. Casi todo el catálogo de N64 es ideal para esta edad y lo viciamos a full con el emulador. Siento lastima por muchos padres que nunca van a sentir lo que se siente al terminar un juego en coop con tu hijo.

    Responder
  26. Decatonkeil
    Decatonkeil Dice:

    @enrique199x no creo que haya que llamar ojete a nadie, he dicho “y eso me daría la oportunidad de enseñar los clásicos”, no “por mis cojones, mi hijo va empezar con un supernintendo, si se acerca a un XBOX, le dare tremenda paliza…” si no ves la diferencia…

    Responder
  27. Ariel
    Ariel Dice:

    Aquí otro padre. Tengo 33 años y dos niños, uno de 10 y otro de 7. Debo admitir que soy un poco vicioso y que como me enganche en un juego, me olvido del mundo, lo cual no da un buen ejemplo. Por otro lado, jugando al ordenador consigo compartir con ellos momentos alucinantes. Ya sea jugando en red al Minecraft (al de 10 años le apasiona jugar en red conmigo), como compartiendo sus experiencias. A mi padre obviamente no le podía pedir que jugase conmigo, y es una pena, porque llega una edad que no importa qué tan jóven te sientas, jugar con los Playmobil ya no es lo mismo. Sin embargo, siempre puedes tener un punto de encuentro en el ordenador.
    Mi hijo de 10 años tiene unos gustos por los juegos realmente peculiares, pero por suerte no tenemos tanto desfasaje como se podría pensar. Si hasta le gusta jugar al Monkey Island 1 y 2!

    Lo de las clasificaciones de juegos por edad, no se, es un terreno pantanoso. Recuerdo pasear con mi hijo por una tienda Game, y mi hijo me hizo notar que un niño de unos 8 años le estaba pidiendo el GTA4 al padre, diciendo que era un juego de aventuras. Obviamente, el padre, que ni p*** idea de juegos debía tener, se lo compró. Y los dependientes de la tienda, mirando pa otro lao. Y él (mi hijo) sabe exactamente qué tipo de cosas va a encontrar en ese juego (ya le ha jugado, conmigo al lado al GTA:Vice City cuando tenía 8 años), porque además sus compañeros del cole le juegan. Pero no le interesa que se lo compre, simplemente porque ENTIENDE que la temática del juego no es para él. Y no se va a poner a jugar a un juego que no le corresponde sólo para fardar luego con sus compañeros. Que al fin y al cabo esa actitud de hacer cosas que no corresponden simplemente por pertenecer al grupo es la típica de la edad. Se puede aplicar a los juegos o películas inapropiadas, a las bromas pesadas, al tabaco, a las bebidas, etc.

    Mis hijos me ven jugar a juegos violentos (que no de terror, que con esos sí que luego no duermen) pero ENTIENDEN que el contexto del juego no es el de la realidad. Ahora mismo estoy jugando al Fallout 3 y les encanta verme jugar (el más grande a veces se anima a “ayudarme” jugando un rato). Al fin y al cabo, es casi como ver una peli, ¿o no?

    Ahora mismo, mis dos hijos están jugando al Club Penguin, y lo pasan de maravilla, y siempre que tienen oportunidad me cuentan sus novedades. Y aunque el juego me parece una chorrada, disfruto tanto de lo que me cuentan como cuando me muestran un dibujo hecho por ellos.

    Y mientras tanto, mi mujer en el Farmville… Bueno, eso es otra historia, jeje. Suerte que en casa tenemos tres ordenadores…

    Responder
  28. enrique199x
    enrique199x Dice:

    @Decantokeil, well, estaria genial si le enseñaras los clasicos a tus hijos (si es que piensas tenerlos), solo como consejo te diria que no se los impongas y le obligues a que le gusten por la fuerza, ya que eso trae solo resultados negativos, es lo que que trataba de decir.
    Y que esto no se aplique solo a los videojuegos, si no a sus gustos y preferencias en general.

    Responder
  29. Eldrich
    Eldrich Dice:

    Nuestros hijos tendrán acceso a juegos y consolas que áun ni nos imaginamos…

    mientras les eduquemos bien, nada malo sucederá. La línea de la prohibición sólo acentúa el interés, y ellos serán más inteligentes, hábiles y perceptivos que nosotros.

    its evolution guys!

    Responder
  30. Renecillo
    Renecillo Dice:

    A mi hija de 16 le ofrezco dinero por cada juego que termine….

    No le gusta jugar, y ya nose que inventar para poder pasar tiempo de calidad frente a un buen juego.

    Responder
  31. enrique199x
    enrique199x Dice:

    @Renecillo, en el caso de que lo que digas es verdad… yo no creo que eso sea lo mas apropiado, pues si no le gusta jugar no cre que debieras obligarla o condicionarla. Asi son las cosas, hay a quienes no les gusta jugar y no hay ni como hacerle.

    Responder
  32. Endimion
    Endimion Dice:

    mis hijos al igual que yo juegan unas 3 horas diarias por la tarde después del cole (más si estan de vacaciones) yo hago lo mismo cuando salgo del trabajo. Pero ellos solo a la Wii y algunos juegos digitales de la PS3. La XBOX360 ni la tocan porque la mayoría de su catalogo se basan en shooters que no jugaran hasta la adolescencia.
    Ya llegará el día en que peguen unos tiritos de forma cooperativa pero siendo niños de primaria, solo les dejo jugar a juegos de plataformas, puzzles, deportivos y educativos.
    Me muero de ganas de matar zombies con ellos pero todo a su tiempo y a su edad que será cuando sean adolescentes de secundaria pues por ahora no yo quiero que vean sangre ni disparos. Es por eso que solo juego a shooters online al filo de la media noche que es cuando ellos duermen para que no me vean

    Responder
  33. Phandemonium
    Phandemonium Dice:

    Yo aun no soy padre, pero si se que todo en exeso es malo, en mi crianza no me regulaban las horas de juego, me permitian estar todo el dia jugando pero por que no me daban permiso de salir, eso si jugue juegos de acuerdo a mi edad y eso si lo pienso hacer si juegan mis hijos verificar la edad recomendada y pues ir regulando un poco las horas de juego, para que hagan otras actividades y cumplan en el colegio, tambien pues me gustaria jugar juegos de mesa con ellos y aactividades variadas, para que pues no solo nos encerremos en un nucleo videojueguil.

    Responder
  34. Sinsein
    Sinsein Dice:

    A mi el que me introdujo en el mundo de los videojuegos fue mi padre. De pequeñita me encantaba ver como jugaba con la nes, al mario bros y juegos asi… que tiempos. Yo tambien jugaba, pero nunca fui muy buena y me moria enseguida, por lo que le pedia a mi padre que jugara en mi lugar mientras yo miraba (Si, soy rara xD) Fue cuando mi hermano pequeño empezó a jugar que yo me interese más, jugabamos juntos al super mario bros 3 y a muchos juegos de la N64, pero eso si, solo se nos permitia jugar en fin de semana. Por la semana te confermabas como mucho a jugar un rato con la Gameboy. Nunca tuvimos problemas con la edad de los videojuegos porque simpre fuimos nintenderos y por mi parte nunca tuve especial interes en juegos muy violentos. Luego vino mi hermanita pequeña y también conseguimos meterla en este mundo, aunque menos que nosotros (aunque ultimamente se está interesando más). La verdad es que los mejores momentos que recuerdo son cuando podiamos jugar toda la familia a algún juego como el mario kart (bueno, menos mi madre, aunque ahora con la wii también se está apuntando a veces) Espero sinceramente que pueda educar a mis hijos (cuando los tenga) de una manera similar a la que me educaron a mi. Creo que conseguir el equilibrio entre control y libertad es muy dificil, pero es la manera apropiada de hacer las cosas.

    PD: es la primera vez que comento, pero he leido esta pagina innublerables veces. Espero no haberlos aburrido con el cuento de mi vida 🙂

    Responder
  35. Josete
    Josete Dice:

    Mi experiencia, de las que enumeras, con mis padres (sobre todo con mi padre) es la de control, de hecho mi hermano y yo siempre hemos dicho que mi padre inventó el PEGI!
    Me acuerdo de ir con mi padre a comprar la revista de turno al kiosco, leerla yo y despues mi padre para ver que juegos habia dicho que me gustaban, recomendarme cuales eran más apropiados (hasta que no hemos tenido una edad en casa no ha entrado un juego de peleas tipo Tekken o SF, ni de tiros tipo GTA), etc…
    Y en cuanto a las horas de juego, solo jugabamos el finde, ademas porque la videoconsola se ponia en la TV del salón. Y lo más importante: hemos jugado juntos muchas horas.
    Yo tengo claro que a mis hijos les transmitiré mi afición por los videojuegos, compartiré con ellos horas de juego y me preocuparé por saber que juegos les interesan y por ponerles unas serie de reglas a cumplir como me pusieron a mi.
    Un saludo!

    Responder
  36. Ori
    Ori Dice:

    La parte de rechazo absoluto me ha recordado un hecho que paso con mis padres:

    Resulta que queria el Metal Gear Solid de PSX para mi cumpleaños. Quando ya se lo habia dicho aparecio en los “medios” que MGS incitaba a los jugadores a drograrse… Evidentemente, mis padres me digeron que no me compraban el juego..
    Como ya habia jugado al juego y sabia como se habia manipulado, fui hablar con mi madre y le expliqué como se habia exagerado acabando diciendo “A quien crees mas? A la tele o a tu hijo?”. Al final me compro el juego.
    Luego, quando vino mi padre y al ver que estaba jugando, fruncio el ceño. Le mostre como te tomas del diazepan y le dije: “Mira voy a drograrme… Has oido el pitido? Ya me la he tomado… A por cierto mira el nombre de la “droga”. Diazepan… esto no es lo que toma el abuelo que tambien se llama valium?”. Mi padre se puso a reir.
    Lo mejor de todo eso fue que a partir de este momento, mi padre se dio cuenta que lo que se dice en las noticias muchas veces es una verdad a medias.

    Si tengo hijos, seguro que les transmitire mi aficion por los videojuegos y a la vez la responsabilidad de elegir que juegos son acordes para ellos, hasta cierta edad.
    Si llego a viejo y tengo nietos tambien me encantaria poder jugar con ellos…

    Responder
  37. magallanes
    magallanes Dice:

    Curiosamente, hicieron una encuesta y muchos niños determinaron que :HOMERO SIMPSONS ES UN BUEN PADRE, esto es principalmente porque pasa mucho tiempo en casa con sus hijos.

    Ver para creer.

    Responder
  38. enrique199x
    enrique199x Dice:

    MMM, creo que dejan de lado algo muy importante, y esto es tambien cuidar el peso de sus hijos, ya que si juegan mucho, estos pueden terminar por no salir a hacer ejercicio y pueden desarrollar obesidad temprana.
    Otra cosa, cuando jueguen, no los dejen comer. yo se que a lo mejor muchos de ustedes comen alguna fritura cuando juegan, pero no es recomendable porque uno no se da cuenta de lo que comen mientras juegan.

    Hay que checar otras mas cosas ademas del tipo de juegos que juegan.

    Responder
  39. Pateasuelos
    Pateasuelos Dice:

    Los videojuegos son muy violentos, yo no voy a dejar que mis hijos jueguen eso.

    Mejor les enseño algo que les sea util para su escuela o la vida diaria, como pelea con navajas o magia negra.

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] manos para poder controlar un pad ¿Qué viene después? En Pixfans se hacen la misma pregunta y se cuestionan si los jugadores habituales seremos buenos padres en ese […]

  2. […] manos para poder controlar un pad ¿Qué viene después? En Pixfans se hacen la misma pregunta y se cuestionan si los jugadores habituales seremos buenos padres en ese […]

  3. […] manos para poder controlar un pad ¿Qué viene después? En Pixfans se hacen la misma pregunta y se cuestionan si los jugadores habituales seremos buenos padres en ese […]

  4. […] ability in the hands of a pad to control what comes next? Pixfans is asking the same question and question whether we will be regular players parenting in that […]

  5. […] manos para poder controlar un pad ¿Qué viene después? En Pixfans se hacen la misma pregunta y se cuestionan si los jugadores habituales seremos buenos padres en ese […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *