Música, Amiga

La plataforma Amiga nació en 1985, fruto de algún ex-diseñador de Atari muy descontento. Commodore, empresa que ya distribuyó éxitos como el VIC y el C=64, se hizo cargo de la distribución de Amiga, empezando por el modelo 1000. ¿Sus puntos fuertes? Unas capacidades multimedia sin precedentes. Esta máquina de 16 bits fue el caldo de cultivo de muchas de las mejores sagas de videojuegos, y por supuesto de músicas, gracias a su hardware sonoro.

amiga500

Es pretensión del autor, pues, ofrecer su visión de lo que fue lo mejor del sonido de la época del Amiga. Cuatro canales digitales de 8 bit, filtros de paso bajo, acceso directo a memoria y mucho más gracias a las mezclas por software. En la época del sonido 3D esto no parece gran cosa, pero en 1985 lo que más se aproximaba a esto eran los samplers profesionales que costaban un pastizal. ¡Bueno! ¿Qué nos ofreció el Amiga en su vida?

Shadow of the Beast

Una gran forma de iniciar la lista es con Shadow of the Beast. En 1989 se convirtió en un escaparate para las grandes capacidades multimedia del Amiga, gracias a su atmosférica música y sus gráficos parallax. Al primer juego le puso la música el veterano David Whittaker, y las dos siguientes fue Tim Wright el encargado del apartado sonoro. Ni siquiera en una recreativa existía una banda sonora con una calidad semejante.

Agony

De nuevo Tim Wright pone el broche de oro para esta obra de Psygnosis. Un juego que no destacó por su jugabilidad pero sí por unos excelentes gráficos y por su música. Curiosamente esta banda sonora es de piano y cuerda, algo bastante alejado de lo habitual en los shoot’em ups. En todo caso dan vida a las ilustraciones y la historia del juego, que aunque no se trata de una virguería en 1992 sí que servía para honrar algo más al Amiga de lo que hacía la desastrosa Commodore.

Chuck Rock

Si los ZZ-Top hubieran coincidido con los dinosaurios seguro que hubieran montado el grupo de Chuck Rock. Core Design, más tarde conocido por ser los creadores de Tomb Raider, hicieron en 1991 un juego que rápidamente se llevó a todas las plataformas. Matthew Simmonds, un nombre bastante conocido de la demoscene (como 4MAT) le puso la banda sonora al juego. La original de Amiga es conocida de sobra, pero distintas versiones tuvieron variaciones distintas e incluso hay alguna en digital, como la de Mega CD. De todas formas la más interesante es la que oímos en nuestro Amiga 500.

Cannon Fodder

Uno de los grandes clásicos del software británico de los 90. En 1993 la plataforma Amiga ya daba muchas señales de fatiga, pero los juegazos como estos seguían llegando. El propio diseñador del juego, Jon Hare, creó junto con el músico Richard Joseph el tema principal del juego. La música con samples digitales no era habitual en los juegos, y mucho menos cantada. Una letra sarcástica y antibelicista que no salvó de duras críticas al juego, pero esa es otra historia.

Xenon 2

Probablemente el juego más conocido de los Bitmap Brothers, y una de las bandas sonoras más destacadas de los videojuegos clásicos. En 1989 este juego tiene el honor de ser el primero que incorporó un éxito de la música pop con una calidad decente, que fue Megablast. Compuesta por el músico británico Tim Simenon, conocido como Bomb The Bass, el tema principal del juego es un remix de la banda sonora de Assault on Precinct 13 de John Carpenter. El encargado de llevar al disquette de 3,5″ esta melodía fue David Whittaker, codificando su propio sistema de audio. Este juego se llevó a un montón de plataformas, pero salvo en las digitales la melodía no hizo justicia, al pasar del sampleado a los sintetizadores FM.

Pinball Fantasies

Digitall Illusions CE, mucho antes de dedicarse a la saga Battlefield y de ser una firme candidata para que EA la mande a la Venta del Nabo, era una pequeña compañía que debutó con dos juegos de pinball para Amiga. El primero fue Pinball Dreams, que aunque notable tampoco fue espectacular. En 1992 salió su secuela, Pinball Fantasies, con una de las músicas más elaboradas que habían sonado hasta la fecha en Amiga. Dos años más tarde salió en PC, y curiosamente mantuvo su música en el mismo formato incluso en el PC Speaker. Su música está directamente en formato MOD, por lo que entendemos que fue creada con herramientas propias de la scene.

LED Storm

Uno de los juegos de Capcom menos conocidos es este Lazer Enhaced Destruction Storm, y con razón. Nada especial, con unos gráficos decentes y una jugabilidad que se salva por poco. Salió en casi todos los microordenadores de la época, y la versión de Amiga es probablemente la más interesante por su música, de Tim Follin. La máquina recreativa se parece lo que un huevo a la castaña a las versiones domésticas, pero de todas formas tampoco era mucho mejor. La música de título se convirtió en una de las favoritas de los amigueros, siendo una buena muestra del estilo scene de finales de los 80.

Turrican II

Para terminar un juego que elevó enormemente el estándar del Amiga 500. Puede que Manfred Trenz se empecinara que la versión de referencia fuera la de C64, pero este juego de Amiga se convirtió rápidamente en uno de los más sonados de los juegos de ordenador de la época. Scroll sin precedentes, grandes mapeados, disparos y jugabilidad altísima. Lo que nos ocupa, que es la música, corrió a cargo de Chris Hülsbeck, el músico residente de Rainbow Arts/Factor 5. No sólo una de las más recordadas, sino una de las que más mérito técnico consiguió por conseguir siete canales digitales simultáneos mientras se visualizaba una intro sin igual.

Más aún…

Sin un orden particular, cabría destacar otros tantos:

  • GODS: Into the Wonderful, un tema de Nation XII que podría haber salido perfectamente de las listas de éxitos de 1991. A la altura de Bitmap Brothers.
  • Alien Breed: Un clásico del Amiga y una banda sonora a la altura. El PC soñaba con esta calidad de audio.
  • Lotus Turbo Challenge: Un clon con estilo de Outrun, con una banda sonora con más fuerza que la hartible Magical Sound Shower.
  • Apydia: La falta de juegos japoneses en Amiga llevó a crear muchos clones, como este de Gradius. En todo caso está a la altura, y la música de Chris Hüelsbeck también.
  • Leander: Otro de los plataformeros nacidos del Amiga, programado por Traveler Tales. La música de la intro corre a cargo de Matthew Simmonds.
  • Harley Davidson: Un gran ejemplo de sonido de guitarra en pocos kb.
  • State of the Art: No es un exactamente un juego, sino una intro. La scene nació en C64, pero fue en Amiga donde creció sin límites, y uno de los ejemplos más distinguidos es esta demo de Spaceballs. Viéndola parece que Will Smith va a volver a hacer el Príncipe de Bel-Air y va a resucitar Michael Jackson.

Falta…

¿Falta alguno? Seguro, muchísimos. Hay demasiados juegos con una excelente música como para citarlos a todos siquiera, pero para eso están los comentarios. ¿Qué músicas recuerdas del Amiga? También puedes criticar la falta de juicio del autor, en cuyo caso te llamaré cara de algo.

, , , , , ,

Retroanálisis: Saga Star Control

Probablemente esta no sea la saga con más seguidores, dado que se trata de un nicho de mercado muy particular. Pero está claro que se ha transformado por méritos propios en una de culto. Aunque la comunidad considera de forma desigual sus tres juegos, en cualquiera de los casos merece que hagamos memoria de su legado lúdico y del fascinante trasfondo sci-fi que dió vida al mundo de StarControl.

StarControl_BoxArt

Leer más

, , , , , , , ,

La Familia Adams (The Addams Family)

la_familia_addams_01

El mundo del videojuego nos ha dado la oportunidad de vivir aventuras con numerosas familias de ficción: los hermanos Mario (Mario y Luigui), los hermanos Lee (Billy y Jimmy), la familia Auditore (Assassin’s Creed), los Kong (Donkey, Diddy, Cranky…), los Simpson… pero entre todas estas hay una por la que siempre he sentido especial devoción. Una familia capaz de combinar lo macabro y lo terrorífico con el humor más negro y grotesco. Me refiero, como no, a La Familia Addams.

Las aventuras de este peculiar clan debemos agradecérselas a la mano del dibujante norteamericano Charles Samuel Addams, conocido también como “Chas” Addams. Nacido en 1912 y oriundo de Nueva Jersey, destacó siempre por la ironía y el humor poco convencional de los siniestros personajes que aparecían en sus ilustraciones.

Leer más

, , ,

Los monjes copistas de los 80s

Surgió toda una industria en torno a los micro ordenadores

Surgió toda una industria en torno a los micro ordenadores

Hace mucho tiempo, cuando internet era de uso militar y el Muro de Berlín dividía Alemania, podían adquirirse en los kioskos una serie de revistas para los usuarios de micro ordenadores (ZX81, Spectrum, Commodore64, Amstrad, MSX, etc.) dónde venían listas de código en BASIC que el usuario podía escribir en su casa. Era la época de los monjes copistas informáticos, y fue la primera toma de contacto con el mundo de la programación para muchos de nosotros.

Leer más

, , , , , ,

RetroMadrid 2012: Crónica de un éxito anunciado

Tras un año sabático bastante duro -nos tuvimos que conformar con un pequeño apartado en la Gamefest-, la feria del videojuego clásico mas importante a nivel nacional volvió para alegrarnos la existencia. Muchos amantes de la nostalgia esperábamos esta nueva edición de RetroMadrid como agua de mayo, ya que la lista de mejoras y el enorme esfuerzo que la organización llevó a cabo la convirtieron desde sus comienzos en la reunión más ambiciosa jamás realizada.

Pues bien, desde la propia AUIC pueden estar bien satisfechos con el resultado. RetroMadrid 2012 fue, en líneas generales, un verdadero éxito. El público acudió de forma masiva a la reunión, dejando claro que el interés por los videojuegos retro sigue creciendo año tras año. Curiosamente esta es la edición donde mas niños y jóvenes jugadores se han visto, una estupenda noticia que nos hace mantener la esperanza de que algún día la cultura del videojuego se establezca definitivamente en nuestro país. Pero por encima de todo la impresión principal que dejó este nuevo certamen es que todo aquel que se acercó por el nuevo recinto salió completamente satisfecho.

Leer más

, , , , , , , , , ,

El juicio final: Los mejores videojuegos de 1991 (III)

¡Al fin! Dos artículos después, tras muchas horas de buceo retro y algún que otro crédito vilmente esfumado a las primeras de cambio, llegamos al final de un dilatado 1991. Entre estos últimos elementos de mi top personal, también encontraréis algunas de las sugerencias que aportasteis en la segunda parte, dando como resultado otros seis juegos más que no podían ser ignorados en nuestro repaso noventero. Damos carpetazo pues al que me atrevería a señalar como uno de los mejores años de la historia del videojuego arcade (con el permiso de la edad de oro de los 80, por supuesto) y annus mirabilis de los videojuegos en general. Disfruten.

Leer más

, , , , , , , , , , ,

Aventuras noventeras: los mejores videojuegos de 1991 (II)

Ya hace más de veinte años de aquello. Escuchábamos grunge, exaltados con el nuevo Nevermind de Nirvana. Asistíamos al primer año de la three-peat de los Bulls que inundó España de chapitas, gorras y merchandising de todo tipo, gustara aquí o no el baloncesto. Veíamos “Farmacia de Guardia” por primera vez, que no por última, eso bien lo sabe Zeus. Y por supuesto, jugábamos a cientos de videojuegos, por suerte cada cual mejor que el anterior. Este 1991 fue un año pródigo en cuanto a buenos lanzamientos, con verdaderas obras de arte como las que paso a presentar. Sin nada más que añadir, damas y caballeros, bienvenidos a julio de 1991.

Leer más

, , , , ,

Alocado anuncio ochentero del Pole Position

El Pole Position es un juego lanzado para Atari en 1983, cuya promoción televisiva en Norteamérica fue… pues como que un poco esperpéntica. En el comercial, de minuto y medio de duración, podéis apreciar ese estilo artesanal con el que se hacían los montajes de vídeo cuando no había los medios actuales, podéis respirar un poco de nostalgia retro de los ochenta, y podéis comprobar lo mucho que se le iba la pinza a los encargados del marketing… toda una joya.