, , , , ,

Parodius, esperpento en el espacio

El espacio puede ser un lugar lleno de peligros, lo sabemos bien los que llevamos décadas de matamarcianos, teniendo que destrozar descomunales ejércitos de naves alienígenas; pero al mismo tiempo puede ser un lugar de locura, alucinaciones y esperpentos varios, que no sólo nos exija habilidad y reflejos para poder sobrevivir en él más de cinco minutos, sino que también nos brinde sentido del humor y risas varias gracias a un enorme despliegue de situaciones y enemigos rocambolescos. Bienvenidos a Parodius.

Era yo un chavalillo no especialmente aficionado a los matamarcianos, pero que había pasado sus buenos ratos jugando a leyendas como R-Type o Gradius, y al que dieron la oportunidad de conectar en su flamante Super Nintendo un juego cuya portada la ilustraba un pulpo con morros en forma de corazón, una mujer de alocados pelos y ligerita de ropa, un pingüino y un gato piratas, otro pulpo (éste con la cabeza a enjabonar) y una especie de gran cerdo. La verdad es que recuerdo que aquello me tuvo una pinta bastante rara y no especialmente buena, pero como la Hobby Consolas (referente para muchos inocentes videojugadores de entonces) le daba una notaza, me deshice temporalmente de uno de mis escasos juegos (puede que el Super Tennis, no lo recuerdo bien), confiando en aquel mata-mata que me intercambiaba un compañero de clase.


(Más valía prestar los juegos directamente así, porque las cajas de cartón se solían devolver como si les hubiese pasado una apisonadora)

Entonces me puse a jugarlo, y vi en Parodius un juego lleno de color, con un montón de personajes y elementos muy graciosos, así como divertido de jugar. Eso sí, no pude encontrarle sentido a nada de aquello, por más que tratara entender cuál era el argumento o qué pintaba allí todo aquel desfile de elementos extraños, iluso de mí. Pero al menos el juego era muy divertido, fácil de jugar y tenía varias naves distintas, que en aquel tiempo ya podían hacer todas lo mismo que lo de que te dieran a escoger parecía la bomba, pero es que aún por encima cada una tenía sus propias características y ataques.

Y bueno, eso fue todo, me lo terminé, y quedó en el recuerdo como lo que me había parecido entonces, un mata-mata divertido, simpático, un poco corto, muy jugable y bastante dificilillo. Y con esas poco a poco me fui olvidando de Parodius, o “Super Parodius”, que es como siempre había pensado que se llamaba hasta que, haciendo este pequeño análisis me di cuenta de que no, de que no llevaba el “Super”.

Pero hace unos pocos años, cerca de una década después de mi primera aproximación volví a jugarlo, y aparte de volver a divertirme con él, pude contrastar de una forma muy interesante mis recuerdos de infancia con lo que entonces descubría desde una nueva perspectiva. Me ha pasado con muchos juegos, pero siempre me resulta algo de lo más interesante comprobar cómo uno cambia con el tiempo.

Lo primero de todo es que empecé a entender una cosa, que posiblemente Parodius hubiese sido una de mis primeras aproximaciones (algunas series de TV a parte) al humor absurdo y estrafalario tan del gusto de los japoneses, con lo que le pude encontrar el sentido, o mejor dicho comprender la falta de sentido, de todo aquel despliegue de esperpentos espaciales. Pues sí, con los años pude ver más allá, observar su curiosa combinación de humor absurdo, surrealismo, suaves componentes eróticos… y también entender la justificación de fondo del juego y de su título, una parodia en toda regla de los matamarcianos de entonces, casi siempre tan serios y reiterativos en elementos. También pude enterarme algo más de qué iba aquello, pues aunque el juego no tiene mucho texto, cuando lo jugué por primera vez no pasaba yo del “Cenquiu”, el “Gelou” y el “Gudbai””, así que difícilmente podía hacerme una idea de las gracias en inglés.

Pero sobre todo, vi y veo un juego con un control muy cómodo y preciso, sin muchos aspavientos técnicos, pero que tampoco había envejecido mal de todo, con una estupenda música (de la que no recordaba nada), y que supuso y aún supone un soplo de aire fresco a los típicos mata-mata en los que todo lo que teníamos que matar eran criaturas insectomórficas (o como se diga) y naves mecánicas reinventadas siempre con los mismos patrones. Es lo esperpéntico de sus situaciones la clave de su carisma, de que sea un juego diferente y no un matamarcianos más, y de que se labrara un pequeño hueco en los recuerdos de mucha gente. Konami, tu antes molabas por cosas como estas, nunca dejes de hacerlas…

Finalmente, recapitulo y veo que me ha salido un análisis que quizá peque de demasiado nostálgico y personal, y no ofrezca demasiada información sobre el juego, así que mis disculpas para aquellos que se lo hayan tragado y no les haya gustado, pero creo que cada vez me cansa más hacer los típicos análisis por apartados y destripando cada elemento del juego. Serán los años…

42 comentarios
  1. Ayanami
    Ayanami Dice:

    Jajaja pues a mi me ha gustado, será por que también peque de nostálgico. Me gusta…mezclan las mecánicas de “Gradius” con cachondeo ^^. Por cierto para PSP sacaron un recopilatorio.

    Responder
  2. Sam
    Sam Dice:

    El parodius era un gran juego de navecitas, al igual que el r-type, pero sabeis también el que me encantaba? El Pop’n Twin Bee que hicieron para SNES. Buenos gráficos, buen control, muchos add-ons para tu navecilla, a dobles era una pasada (podias agarrar a tu compañero y lanzarlo como arma arrojadiza…) Y largo largo…

    Buen análisis de este Parodius!

    Responder
  3. Ichigo
    Ichigo Dice:

    Este juego me mola mazo, a ser posible, por las nenas, por el pulpo “jaschondo” y por la acción del mata-mata.
    juasjuasjuasjuasjuasjuas

    Responder
  4. Mario
    Mario Dice:

    Recomiendo el Jikkyo Oshaberi Parodius (Parodius 3) de SNES (creo que también está en Saturn y PlayStation): más largo, más rejugable, más divertido, mejores gráficos y mejor música. Y también, a modo de curiosidad, el Parodius de MSX, puesto que es una versión única que no tiene nada que ver con los demás Parodius “1” (que son versiones del mismo juego): http://www.youtube.com/watch?v=rRJ9t26i9EI

    Responder
  5. Momar
    Momar Dice:

    Pues yo he jugado y me he pasado el Parodius y algunas de esas pantallas no salen… Creo que me he perdido algo. Quizá sea porque jugué la versión “arcade” y quizá sea diferente, o que el cartucho ese sea un recopilatorio, o vete a saber.

    Sea como sea, ha molado. Y el artículo también. XD

    Responder
  6. Depian
    Depian Dice:

    Creo que el arcade tenia pantallas distintas momar ^^
    Recuerdo el juego con sentimientos similares, era un juego que no entendia pero aun asi era divertido

    Responder
  7. Dynamite Duke
    Dynamite Duke Dice:

    Yo nunca me he aficionado de verdad a los matamarcianos, porque como tú dices, tienen una mecánica un tanto repetitiva. Aunque es cierto que el Parodius en su momento fue bastante popular, en parte por la ambientación, en parte por su apartado gráfico/musical, que era muy novedoso para la época.
    Por cierto, me ha encantado eso de “los juegos se prestanban sin caja”, que verdad como un templo 😉

    Responder
  8. usako_proudstar
    usako_proudstar Dice:

    mmm te quedaste corto maestro…
    quizas ustedes en europa si llegaron a ver un parodios para su supernintendo. pero mejor hubieras hecho un analisis global de toda la serie parodios no hay que ser…
    y es que en estos tiempos de emuladores ya nada esta ni escondido ni inaccesible. pero en fin

    Responder
  9. Stranno
    Stranno Dice:

    Más que una parodia general es una parodia localizada en la licencia Gradius: Coges las mismas cápsulas para subir la misma barra de energía para escoger similares armas. Lo único que tiene de otros shooters es el rollo Twinbee de conseguir campanas al disparar a las nubes

    Para fans de la saga es obligada la compra de Parodius Collection de PSP que tiene incluso el Parodius original -que no es este- con personajes como Goemon o Popolan de Knightmare, salió en MSX 4 años antes que el primer Parodius para arcade (portado posteriormente a Super Nintendo)

    Aunque si hablamos de shmups bizarros … nada gana a la licencia Cho Aniki de Masaya

    Responder
  10. elexpsp
    elexpsp Dice:

    yo me acuerdo de haber jugado la versión de Psx. Era muy entretenido, pero nunca he sido muy bueno para ese tipo de videojuegos *3*

    Responder
  11. Whiplash!
    Whiplash! Dice:

    Tampoco fuí muy aficionado a éste estilo, pero el concepto tan absurdo y bizarro de éste juego siempre me entretuvo demasiado, sin dejar atras su música y sus gráficos coloridos… un juego muy atractivo y eficiente, recomendable para los que quieran algo distinto y a la vez clásico.

    Responder
  12. Cradwel
    Cradwel Dice:

    Sobre la última frase:
    Por eso mismo Pixfans es mi página de VG favorita 🙂

    Sobre el juego:
    Nunca lo jugué xD Pero parece realmente desopilante y bizarro… Lo compro!

    Responder
  13. mindmaster
    mindmaster Dice:

    No fue muy fanatico de este estilo de juego pero me encanto este en particular cada nivel era mas bizarro que el anterior y me recordaba de alguna manera al Gradius.

    Responder
  14. Jessé
    Jessé Dice:

    Bueno el nombre Parodius se forma de la palabra Parodia y Gradius, haciendo referencia a ese juego de naves.

    Este juego no llego a america por lo que nos quedamos con las ganas de jugarlo, se ve que es un excelente juego de naves.

    Responder
  15. Totopoxtle
    Totopoxtle Dice:

    Es raro, porque acá en México no llego pero yo siempre lo quise, la Club Nintendo de esa época recuerdo que lo presentó, y el verlo aún sun haberlo jugado me trae buenos recuerdos

    Responder
  16. Gustavo
    Gustavo Dice:

    Lo acabo de probar en el nivel más hard y esta muy bueno,, eso si, tuve que repetir bastantes pantallas varias veces XD, y eso que me tienta guardar partida con el emulador de super XD

    Responder
  17. Pig_Saint
    Pig_Saint Dice:

    Amorín, el Parodius de la SNES fue la segunda parte (Parodius Da!) de la recreativa (que sí se llamaba Parodius a secas). Más tarde salieron en la SNES Gokujô Parodius (que en mi opinión es el MEJOR JUEGO de SNES) y Jikkyô Oshaberi Parodius (que ya salió también en Saturn y PSX llamándose “Forever with me”), donde las parodias eran directamente sobre los juegos de Konami, como Tokimeki Memorial o Lethal Enforcers (salía de fondo hasta el edificio de Konami Osaka… jajajajaja). Por último salió Sexy Parodius, que era la parodia en plan -más- erótica de la saga (a los pájaros, por ejemplo, no había que dispararles en el ombligo, sino en… ). Todos estos juegos están recopilados en un sólo UMD (para PSP, claro) llamado Parodius Portable y que al parecer no piensan sacar aquí. ^^;;

    Parodius es la cumbre del monopolio de los shoot’em up que Konami tenía por la época, y que mezcla Gradius, Salamander, Twin Bee y también otros juegos de la compañía como el Penguin Adventure donde sale Pentarô (el pingüino), que prácticamente fue la mascota de Konami durante los 80. ^–^

    Por cierto, Mr.Parodius no se está enjabonando la cabeza… jejejeje… ¡¡¡es que tiene unas bragas puestas de sombrero!!! ^O^

    Responder
  18. olefolk
    olefolk Dice:

    joder, que ahora me lo bajo, siempre me llamo la atencion xD!
    nota…ahora me doy cuenta que diferente eran la forma de los cartuchos de snes europeas comparadas con las americanas O:

    y si, el cho aniki….ese es la cumbre de la rareza D:

    Responder
  19. El Vicho Verde
    El Vicho Verde Dice:

    ajajaja
    aaa pero te faltó la segunda y tercera parte, además los juegos que sacaron para play station, game boy y creo que hasta para la nes o famicom.

    en todo caso, mi favorita es parodius dos para la snes. !!

    😀

    igual bastante bueno tu analisis, por muy autobiográfico que lo hayas hecho X)

    Responder
  20. wiido
    wiido Dice:

    la saga parodius es muy buena 😀
    pero habian otros juegos buenos de naves para snes..
    ustedes recuerdan el juego de naves axelay.. el primer juego de naves que usaba mode-7 en snes?

    Responder
  21. skaty
    skaty Dice:

    Anda que me dejé pocas monedas de 5 duros en las recreativas jugando… Y todavia lo hago con el mame. Un juegazo y un buen articulo.

    Responder
  22. María
    María Dice:

    Pues no le eché horas ni nada, ese fue un gran cartucho ^_^
    Lo peor fue después de medio verano jugando, llevar la consola a casa de mi vecino y ver como se lo pasaba sin mayor complicación… O_O
    Qué rabia me dio, no se me olvidará no…

    Responder

Trackbacks y pingbacks

  1. […] muy poco que se me dio por escribir sobre el mítico Parodius de Super Nintendo, por eso me han hecho especial gracia estos anuncios japoneses de los años 80, en el primero de […]

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *