Google, Italia y el (des)control de los contenidos

Los orígenes de Internet se remontan a 1969 cuando las universidades de California, Stanford, Utah y UCLA (Los Angeles) se conectaron entre sí por primera vez. Aquel ambicioso proyecto fue denominado ARPANET y resultó todo un éxito. Hoy, 41 años más tarde, aquel proyecto primerizado y revolucionario ha desembocado en ti leyendo esto sentado en tu escritorio y en mí escribiéndolo para compartirlo con todo el planeta a través de una serie de protocolos y aplicaciones.

Leer más

, , , , , ,

Crónicas de los juegos olvidados de Super Nintendo

Muchos recordaréis grandes juegos de la SNES o de la Megadrive como el Super Mario World, el Street of Rage, el Megaman X o los Sonic. Todos ellos son cartuchos que nos hicieron vivir buenos momentos. Sin embargo este artículo se lo dedicaré a los juegos olvidados, tal vez no demasiado conocidos, pero que a pesar de su baja popularidad merecen la pena ser disfrutados. Hoy me centraré en aquellos que salieron para la 16-bit de Nintendo.

Leer más

,

Respondiendo a la llamada de Rapture

Ya se sabe, con tanto chorro por todos los lados, a uno siempre se le acaba acordando lo rellena que tiene la vejiga…

Vía: ActionTrip

, ,

Robot hecho con LEGO resuelve el Cubo de Rubik en menos de 12 segundos

Hace más de dos años habíamos visto un sorprendente robot hecho con componentes de LEGO MindStorm. Tenía mucho mérito, pero se lo tomaba con bastante calma… todo lo contrario que este otro ingenio, muchísimo más poderoso, que gracias a su compleja estructura es capaz de girar el cubo a una velocidad endiablada y resolver cualquier combinación en menos de 12 segundos.

Vía: Eliax

, , ,

Spy & Pyro

Spy & Pyro es el título de un corto animado de Andrew Kepple en el que aparecen referencias a multitud de videojuegos. El argumento es tan extravagante como divertido, y merece la pena echarle un vistazo por que seguro que te sacará una carcajada.

Gracias a Adrian por el enlace.

, ,

Epic Beard Man a lo Mortal Kombat

Supongo que muchos estaréis hasta las narices de ver el video en el que se basa este montaje, pues es de lo que han debido dar millones de vueltas a la red. Pero como yo siempre soy el último en esterarse de estos fenómenos de Youtube, lo he visto por primera vez de esta guisa y entonces me ha resultado novedoso.

Resulta que el hombre ahora conocido como Epic Berd Man (Barbudo épico), de 67 años, se lió a golpes con uno bastante más joven en un autobús tras una discusión, y demostró tener un directo de boxeador profesional, pues le hizo un perfect absoluto. Si como a mí aún no conocíais esta historia, aquí tenéis una explicación completita.

Vía: Destructoid

, ,

Domination, el Risk pixelado

En no pocas ocasiones me he reunido con amigos alrededor de una mesa para pasar horas y horas tirando dados rojos o azules, intentando hacer de Napoleón y conquistar el mundo. Seguro que más de uno de los que está leyendo este artículo se habrá encontrado en la misma situación un fin de semana, o en verano a la hora de la siesta -mientras tu madre te obliga a hacer la digestión para poder bañarte (gran mito utilizado por los padres para poder dormir la siesta)-, o en una noche de lluvia en la que pensabas salir y al final te quedas tomando unas copas en casa. Pues bien, hace no mucho tiempo encontré por la red una nueva manera de jugar a ese gran juego que es el Risk.

El descubrimiento en cuestión se llama “Domination“, y es una fiel réplica informatizada del juego Risk. Así pues, no esperéis grandes gráficos, ni animaciones de soldaditos ganando una batalla, ni ese tipo de transiciones videomáticas que odiamos todos los jugadores a los que no nos gusta que nos roben tiempo cuando más enganchados estamos a un juego y terminamos reventando el botón ESC. Lo que sí guarda perfectamente esta aplicación, es toda la esencia del tablero.

Leer más

,

KungFu Bunny 3

KungFu Bunny 3, como su nombre indica, es la tercera entrega -y la más lograda- de una serie de cortometrajes animados muy simpáticos en los que se mezcla el mundo real con el animado.

Gracias a Alfredo por el soplo.