,

Brutal publicidad de Old Spice

Recuerdo que hace un par de años Old Spice, una marca de cosméticos, lanzó una campaña de publicidad que se hizo bastante polémica. En este caso el anuncio no creo que sea polémico, pero es de los que no dejan indiferente, mostrándonos a un tío que convierte eso de jugar al Rock Band en un juego de nenazas.

Está bastante claro que la interpretación no es real, pero el anuncio se sale, y lo mejor es que si esperáis un poco al final del vídeo, podéis ser vosotros los que sigáis metiendo ruido con las teclas del ordenador, e incluso grabar vuestra performance que luego podéis compartir. Una ida de olla de las que molan mil.

Vía: MAKE

, ,

Poster videojueguil ruso

Pincha encima para ampliar.

Un artista ruso es el autor de este póster con un montón de personajes de videojuegos, ¿los reconoces? En esta otra imagen tienes las soluciones.

Vía: La Mazmorra Amazon

,

Estados Unidos se replantea la prohibición de aparatos electrónicos en los aviones

(Vieja viñeta de Penny Arcade que ironiza sobre la prohibición)

Todos los que hemos volado con nuestras consolas, portátiles, reproductores de música y demás hemos tenido que dejar lo que estábamos haciendo porque aún faltaba un cuarto de hora para aterrizar y ya nos avisaban por megafonía de que había que apagar todos los cacharros, y si no venía la azafata de turno a echarnos la bronca. En vuelos cortos es bastante fastidio porque para una hora de avión la mitad hay que estar pasmando entre despegue y aterrizaje, y muchos nos preguntamos cómo puede afectar un reproductor MP3 o una cámara de fotos al aterrizaje de un avión; o por qué es peligroso tener una PSP entre manos mientras jugamos y no un móvil encendido en el bolsillo, que eso nadie lo controla.

Leer más

, ,

GLUED

GLUED es un simpático cortometraje en el que una madre intenta que su hijo deje los videojuegos y salga al jardín a jugar a la pelota con los demás niños creado por los estudiantes del Bezalel Academy of the Arts.

Gracias a Nico por el enlace.

,

El cuento de la zorra

No me miréis con esa cara, las hembras de esta especie animal no tienen la culpa de las connotaciones que han adquirido su nombre. Seguro que A Fox Tale os suena mucho mejor, pero vamos, que significa lo mismo. Se trata de un corto de animación con una realización técnica de lujo y que ha hecho un equipo de media docena de personas.

Inspirado en una leyenda china, nos cuenta lo que le sucedió a dos hermanos que estaban tratando de atrapar una zorra (si, ya sé que a la mayoría os ha vuelto a sonar fatal, pero qué le vamos a hacer). Casi mejor ved el corto y así me dejo de hablar de zorras…

Vía: LikeCool

Internet como si fuera un mapa celeste

The Internet Map, que quizá algunos conozcáis, es una curiosa web basada en datos de Google que recoge de forma gráfica cientos de miles de páginas web, con círculos cuyo tamaño es proporcional a su volumen de tráfico. Una iniciativa que resulta la mar de curiosa, y que permite de forma muy sencilla hacerse una idea de las dimensiones de una web.

Pixfans no es que sea un tamaño deslumbrante, pero nuestro “planeta” no es tampoco microscópico, como podéis ver a continuación:

Leer más

,

Resumen de estilos pictóricos

Lo que viene siendo la acción de intentar matar una mosca, recreada en 15 estilos pictóricos diferentes. Además de ser una ilustración muy simpática, no deja de ser también un resumen rápido para que los menos puestos se puedan hacer una idea rápida de en qué consisten algunos de ellos.

Vía: Erickyque

, , ,

WonderSwan: una consola a la japonesa

En 1999, el gigante juguetero Bandai decidía probar suerte en el mercado de los videojuegos (ya lo había estado haciendo con pequeños juegos electrónicos como el Tamagotchi o los Digital Monsters -conocidos por aquí como Digimon-) con una consola portátil de 16 bits con la que pretendía arrebatar parte el monopolio de Nintendo y su exitosa Game Boy. La máquina no estaba nada mal: pantalla monocromo panorámica, 10 botones, hasta 40 horas de autonomía con una sola pila, procesador de 16 bits V30 MZ fabricado por NEC y un exquisito diseño al que se sumaba un peso muy ligero. Es extraño que Bandai, sin experiencia alguna en el mundo de las consolas, fuera capaz de fabricar un producto tan competitivo y original. La respuesta es que el aparato fue diseñado por nada más y nada menos que Gunpei Yokoi, el célebre creador de la Game Boy, después de ser despedido por Nintendo debido a su fracaso con el Virtual Boy. La operación no salió nada mal, puesto que gracias a su bajo precio de lanzamiento (6800 yen) y sus juegos basados en licencias famosas, la pequeña WS se hizo con casi un 10% del mercado en un año escaso. Todo hacía presagiar que su salto a Occidente no se haría esperar, pero algo falló, quedándose para siempre en el país del Sol Naciente, a pesar de ser una máquina capaz de robarle el corazón a todo el que la prueba.

Leer más