, , , ,

Boppin’, una historia de desengaño en la industria del videojuego

Boppin’“, ese nombre siempre lo recordaré. Cuando era niño, no me molestaba en memorizar nombres de videojuegos. Nunca lo hacia. Pero sin darme cuenta este nombre ha estado recorriendo mi cabeza durante tiempo, viniéndome de vez en cuando desde el recuerdo.

Hace bien poco, volvió a mi como si se tratase de una bala fría y rápida. Me entró en la cabeza y me la atravesó de principio a fin. Y aquí estoy, para hablaros de uno de los puzzles que mas me cautivaron en el antaño 1994.

Historia

La historia del desarrollo de este videojuego es cuanto menos curiosa. Jennifer Diane Reitz, tras una larga partida a su amado “Pitfall 2”, decidió que su futuro debía ser el diseño y desarrollo de videojuegos. Su idea original era encontrar un algoritmo al que ella misma había llamado “Multiverso” en el cual el mundo virtual evolucionase y se transformase, para una exploración eterna. Tras tener la idea concebida contacto con Stephen Lepisto, un programador con cierta experiencia, y se pusieron manos a la obra. Tras un duro trabajo, consiguieron acabar el trabajo y presentarlo a una empresa de desarrollo informático… Pasaron los años y no había ningún indicio de que el algoritmo “Multiverso” hubiera gustado. Trataron de venderlo a empresas como Broderbund, Epyx e incluso la mismísima E.A. pero con afirmaciones como “Buen concepto, pero tiene demasiado valor para el comprador, no habría un beneficio en forma de secuela” o “Demasiado extraño para nosotros, quizás alguien quiera arriesgarse”. A pesar de ser rechazados en múltiples ocasiones ellos siguieron adelante creando su propia compañía “Accursed Toys”.

En 1990 daría comienzo el desarrollo de este videojuego que concluiría en 2 años, saliendo entonces la versión para Amiga, plataforma para la que 283 copias y 1 caja vacía fueron vendidas. Las pocas ventas animaron a este dúo a portarlo a PC. Por aquel entonces, los PCs estaban más limitados en algunos aspectos y mas avanzados en otros. Los cambios fueron el paso de una paleta de 32 colores a una de 256 y la sustitución de la música por otra más desnutrida, además de que la versión para DOS contenía 10 niveles más, elevando a 160 el número de los mismos.

Firmaron entonces un contrato con Apogee la cual distribuyo el juego. Pero no todo el monte era orégano ¿y qué paso? Marketing. El maldito marketing que había disuelto su sueño del “Multiverso” una vez más volvía a aparecer para devorar a este juego de nuevo. Decepcionados decidieron entonces, retirarse de una forma semi-definitiva y discreta.

Tras toda esta “telenovela” y tras todo lo sufrido, Stephen y Jennifer se casaron y se asentaron cada uno en su especialidad.

Argumento

Trillones de universos. Algunos enormes. Otros pequeños en el espacio tiempo, a la deriva. Cada universo es creado y mantenido por los pensamientos y voluntades de aquellos que empezaron a habitarlos o por los sueños de otros en universos vecinos. Ciertos mundos son lógicos y serios. Algunos mundos son caóticos y caprichosos, meros sueños, meros juguetes. Todo lo imaginado puede tomar forma con el suficiente deseo o miedo para darles forma, en un universo viviente. Universos de televisión, cielos e infiernos religiosos, mundos alternativos derivados de libros o leyendas—Hasta incluso desde pequeños juegos de PC…

Con esa extravagante introducción empieza el primer capitulo de Boppin’. ¿Necesario? Que lo decida cada uno, pero al menos te deja un poco impactado. Cada capitulo tiene su “chorra-argumento” para justificar una aventura nueva pero son casi innecesarios.

Lo que si es curioso es que la introducción tiene mucha similitud con lo vivido por los desarrolladores con la idea del “Multiverso” y sus fracasos.

Jugabilidad

Entrando ya ha trapo en lo que realmente interesa a nivel más genérico he de decir una cosa antes de empezar: Pique.

El sistema de juego es muy simple. Tenemos un personaje (“Yeet” en el caso del primer jugador y “Boink” en el caso del segundo), un escenario único y unas piezas de diferentes formas. Nuestro objetivo es juntar piezas de la misma naturaleza con similares para eliminarlas. Las posibilidades son muchas y las combinaciones van desde 2 hasta las que podamos. Para ello tendremos que recoger una pieza en nuestro lugar de aterrizaje y apuntando bien, debemos lanzar en diagonal (únicamente izquierda o derecha) para unirlas y conseguir eliminarlas todas. Para dar mas cancha, existen 4 combinaciones diferentes o “Patrones Boppin’” a la hora de romper las fichas con las cuales obtendremos bonificaciones. En cada nivel hay un número mínimo de combinaciones que podemos hacer y de conseguirlo obtendremos un “Perfect” con sus suculentos puntos y unas gafas de sol para nuestros protagonistas.

Si apuntamos mal o las fichas rebotan un número determinado de veces la ficha explotara quitándonos una de nuestras preciadas vidas.

Existen más alternativas en la jugabilidad pero revelarlas seria quitarle el encanto de la exploración al juego.

Boppin’ es un juego que engancha desde el primer momento. El primer episodio es sencillo y rápido pero mas adelante la cosa se complica y hay que darle más al coco para conseguir una solución rápida y que nos haga obtener el mayor número de “Patrones Boppin’” posibles (como consecuencia, el mayor número de puntos posibles).

Gráficos y música

Los gráficos son vistosos, simples en animaciones y muy coloridos. Realmente Jennifer realizo un muy buen trabajo en su época, diseñando un variopinto grupo de personajes. Quizás los protagonistas nos resulten simples y poco carismáticos al principio pero verlos sudar, quejarse, ponerse gafas, quedarse sin ellas y suicidarse no tiene precio.

Personalmente lo que mas me atrae en este aspecto es el colorido tan inmenso del juego y que le alegra a uno el día. La gran mayoría de los escenarios son diferentes, cada uno con sus propias fichas y decoraciones lo que le da una variedad magnifica gracias a su originalidad: Un plato de sushi, un plano, un invernadero, etc.

En cuanto a la música se hace un poco pesada y resulta machacona, pero siempre podemos bajarla y ponernos nuestra propia música. Una pena ya que es el único aspecto donde este producto pega un bajón importante.

En la actualidad

Actualmente Boppin’ esta en manos de la pareja original, Stephen y Jennifer, los cuales han re-editado el juego para Windows XP y lo distribuyen gratuitamente para todo el mundo que quiera echarse una partidita a este clásico perdido, olvidad y maltratado.

Como curiosidad cabe decir que el logotipo de “Accursed Toys” (un osito de peluche con un cuchillo clavado el cual gotea sangre) fue censurado en la versión de MS-DOS. Además, como ya he comentado antes, los protagonistas se suicidaban cada vez que perdían todas las vidas. En la versión 1.0 se daba la opción para activar o desactivar esto y en la 1.1 fue directamente censurado.

Desde aquí me gustaría mandar un saludo a los creadores. Su historia de desengaño dentro de la industria del videojuego me ha servido para darme cuenta de muchísimas cosas sobre la misma y esperando que ha vosotros os haya resultado agradable e interesante conocer esta pequeña gran historia aquí relatada me despido.

Descargar: Boppin’ (1.46MB, Windows)

Web Oficial: Jenniverse

11 comentarios
  1. Dravent
    Dravent Dice:

    Me ha parecido un juego con muy buena pinta y capaz de mantenerme delante del pc durante algún tiempo. Parece entretenido y con bastante gancho, a pesar del tiempo que tiene, no lo conocia, y es una lastima que historias como esta ocurran día a día, no todos tienen la posibilidad de crear y mantener su propia compañia.
    Que puntazo que los desarrolladores acabaran casandose ^^.

    Responder
  2. RaymondHell
    RaymondHell Dice:

    Tiene muy buena pinta y la historia del desarrollo del juego es cuanto menos curiosa…me han entrado ganas de probarlo, a ver si lo puedo emular en mac os de alguna forma :p

    Responder
  3. Croc
    Croc Dice:

    Si me llegan a preguntar por este juego sólo con el nombre, hubiera contestado que no tenía ni idea totalmente convencido. Pero después del vídeo he soltado un “¡Hey! Pero si yo he jugado a eso de pequeño!” Y efectivamente, de lo más recóndito de mis recuerdos, he arrancado las sensaciones que me produjeron aquel juego.

    Sé que me gustó, sé me que me pareció raro y sé que me llamó la atención, pero por algún extraño motivo acabó completamente enterrado en mi memoria. Recuerdo también que el juego para dos personas era muy frustrante, porque tal y como se puede apreciar no hay mucha colaboración posible, y al final todo se resumía en repartirse (hablándolo antes para ponerse de acuerdo) en qué parte del puzzle se encargaba cada uno y era muy dificil no interferir uno con otro.

    Me ha parecido muy curiosa la historia de sus desarrolladores, pero que afortunadamente tuvo final feliz para ellos aunque el juego no pasara sin mucha pena ni gloria. Considero que mientras alguien en alguna parte del mundo lo haya disfrutado, ya habrá valido la pena.

    Un saludo!

    Responder
  4. Non-stop Violence
    Non-stop Violence Dice:

    Dios santo!! Yo tambien jugue de pequeñajo a este juego! =D
    Que grandes recuerdos me ha traido ver los pantallazos y el video. Mil gracias :’D

    Responder
  5. Argus
    Argus Dice:

    No me parece que en este juego de puzzles puñeteros se haya implementado, de formal real y coherente, un algoritmo “multiverso”. Más parece un mero pretexto argumental sin consecuencia ninguna.
    Me gusta cuando el personaje se mete el revólver en la boca. Y el pixel art, muy vivo.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *