Estos originales cojines, creados por el artista Keetra Dean Dixon, son totalmente inofensivos, pero crean un logrado efecto de charco de sangre que podría darle un susto de muerte a más de uno. Y ya que ayer fue la terrorífica noche de Halloween, es una buena manera de echar una siesta con los restos de ese maquillaje de zombie, o de hacerse unas fotos como las que podéis ver a continuación, y que aparentan bastante bien lo que no son.

Vía: Technabob

7 comentarios
  1. Melanie
    Melanie Dice:

    adioss!!!

    qe lo pasen bienn

    ademas sta temporada

    de hallowen fue lo mejor

    en casa de una amiga!

    repetimoss!!!

    oss qiiieroo peñaa!!!

    al año qe viene

    cojinn!!

    ajajajajaj

    Responder

Trackbacks y pingbacks

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *