Entradas

Videojuegos: un cacho de cultura posmoderna

sólo dos amores: el amor a dios y a mi terminal; me logueo, luego existo

Tuve la suerte de criarme en un ambiente bastante liberal y permisivo: mis padres nunca tuvieron problemas a la hora de dejarme leer, jugar y consumir casi cualquier cosa que estuviera a mi alcance (he tenido amigos a los que les prohibían ver anime por ser considerado “satánico”, aunque como todos sabemos, las prohibiciones generan más consumo, mucho más cuando uno es niño y quiere ser un superhéroe-doctor-bombero-presidente-et al). También tuve la suerte de tener un hermano siete años mayor que yo, apasionado y amante de la informática. Esto me dio acceso desde temprana edad a las computadoras y consolas (algunos nacen con una pelota bajo el brazo, yo lo hice con una computadora), artefactos preciados de la era moderna que permiten nuevas formas de interactuar y pensar la realidad; pero, también, crean nuevos rituales paganos para alterar y hackear nuestra vida, nuestra cotidianeidad.

Cuando unos es chico, todo le parece más grande, más hermoso y mas fabulantástico. En esa época, recibimos estímulos de todos lados y crecemos minuto a minuto: nuestro organismo se prepara constantemente para llegar a la edad adulta y para eso hay un paso muy importante en la vida de todo niño moderno: la educación y la escolarización (dos cosas totalmente distintas). No voy a hablar de la escuela, cada uno tendrá sus experiencias personales, pero si voy a hablar de algo que siempre se le criticó (injustamente) a los videojuegos, y es su capacidad de ayudar en el proceso de aprendizaje de un niño (o, de al menos, un niño como yo). Hablemos, entonces, de cómo los videojuegos nos han ayudado a formarnos culturalmente.
 

Clases magistrales de Historia Universal:

aoeI

Leer más

,

Datos y rumores sobre el nuevo Zelda para Wii U

WiiULink

Ya sabéis que no soy mucho de rumores, y suelen acabar en mi cajón de PMPMB, pero como llevamos tanto tiempo sabiendo con cuentagotas sobre el próximo Zelda de sobremesa, y ni en el E3 o el Nintendo Direct saciamos nuestra curiosidad, la verdad es que esta serie de informaciones recogidas en Gamefaqs y publicada por Blogocio son de lo más interesante y prometedor. Pero vamos a tomarlas como lo que son, rumores, por lo que no les daré más credibilidad de la que creo que merecen y planteo el post más bien como un debate sobre lo que podría ser el juego que Nintendo se tiene que traer entre manos desde hace bastante tiempo.

Leer más

,

No es simple nostalgia

megaman1nes

“El mundo se ha movido, pistolero”, le dice El Hombre de Negro a Roland, el último descendiente de Arturo Eld, en la saga de La Torre Oscura. Siempre pienso en esta frase porque, básicamente, el mundo no para de moverse: todo cambia, todo se transforma, todo se mueve. Como en los videojuegos. Ese mundo también se ha movido mucho, pero muchísimo, desde que se popularizó y estandarizó como una forma de entretenimiento más de la vida cotidiana del hombre postmoderno. Ya poco queda de la épica de los 80 y mucho menos de la gloria de los 90. El mundo de los videojuegos se ha movido y muy rápido.

Leer más

El sensacionalismo contra los videojuegos ataca de nuevo

violence-and-games

No por habitual y porque parezca una lucha perdida creo que debemos dejar de pelear y de mostrar nuestra indignación ante prácticas periodísticas como ésta. Con motivo de un dramático parricidio ocurrido en Alaró (Mallorca), noticia muy triste y una de tantas que aparecen en los medios que valen para amargarle el día a cualquiera, ha vuelto a salir a relucir el tema de los videojuegos como elemento generador de violencia. Por supuesto, una vez más, algo que leyendo la noticia es completamente secundario, se lleva todo el peso del titular en El Mundo, nada menos que el periódico online más leído en castellano, cuyo eco ya ha resonado en otros cientos de páginas que se limitan a poco más que copiar las noticias.

“El parricida de Alaró empleó un palo con clavos similar al de un videojuego”

De miles de titulares posibles, ese es el que han tenido que elegir, y el que me ha puesto de uñas esta mañana nada más echar un ojo por las principales noticias de la prensa. Y claro, la noticia, que fue redactada ayer por la tarde, se ha colocado en 5º lugar en las entradas más leídas de El Mundo, por encima de varias sobre la tremenda crisis política que estos días se ha desatado en España, precisamente gracias al periodismo de investigación de este medio , que ha destapado un escándalo por el que sí merece ser felicitado.

Leer más

, ,

Opinión sobre el panorama que deja el E3

Consolas

Ya se va enfriando el E3 y es hora de sacar conclusiones de lo que nos ha deparado, pues en teoría el evento de Los Ángeles estaba destinado a aclarar y definir el panorama de los videojuegos del próximo lustro. Falta mucho tiempo para que las cosas se aclaren de verdad y han quedado muchas preguntas en el aire, pero sí es cierto que se impuso una sensación generalizada de que alguien lo ha hecho casi todo mal, alguien no ha hecho casi nada y alguien ha hecho unas cuantas cosas normales, lo que dado el papel de sus competidoras se ha traducido en una victoria muy sobrada. Por supuesto nos referimos, en este orden, a Microsoft, Nintendo y Sony.

Y es que Sony ha ganado por KO, pero nunca se la recordará por su grandioso E3, por haber dejado a la gente boquiabierta con la presentación de tal o cual juego, por haber mostrado un producto que parece definir una nueva forma de jugar o por un catálogo que aplastara al de la competencia. Este E3 será recordado como el del despropósito de Microsoft, como el del intento de tirar por la borda años de hacerse un nombre con prestigio en el mercado de las consolas por una serie de decisiones tan absurdas como mal explicadas.

Leer más

¿Nos resistimos al progreso? O nos engañan para que creamos que lo es…

video-games

El mundo de los videojuegos está avanzando muy deprisa, demasiado deprisa, muchos ya se quieren bajar agobiados ante semejante velocidad. Tras unos saltos generacionales relativamente continuistas, el que estamos viviendo ahora mismo parece más traumático de lo habitual, quizá un fin de ciclo de una forma de jugar con la que muchos nos criamos y que nos cuesta ver desaparecer. Nos parece que todo se hunde, que se termina lo bueno, que el progreso es el mal. Las voces apocalípticas resuenan, pero también las relativistas que llaman a la calma, a que no pasa nada, a que es lo normal, simple evolución.

Está claro que el progreso es necesario, y es una moneda de dos caras, una buena y otra mala, que casi siempre dependen de lo buenas o malas que sean las decisiones que respecto a él se tomen. Y por eso creo que no debemos quedarnos con la impresión de que nos resistimos al progreso, como muchas veces nos quieren hacer ver: nos resistimos a una evolución/involución que se nos vende únicamente como progreso, que son cosas distintas, o así lo veo yo.

Leer más

Fuerte polémica por el tema de la privacidad en la Xbox One

Kinect-2

Desde el anuncio de Xbox One por parte de Microsoft la red se ha llenado de opiniones, debates y polémicas sobre varios controvertidos aspectos de la futura consola, pero pocos han llegado a tener el alcance del tema de la privacidad, que ha desbordado los medios de videojuegos para convertirse en un objeto de discusión en muy diferentes ámbitos.

De hecho, el Comisionado Federal de Protección a la Información en Alemania, Peter Schaar, ha levantado una enorme polvareda al definir la consola como un “dispositivo de monitoreo”, basándose en sus capacidades técnicas y sus parámetros de funcionamiento. No hay que ser un entendido para darse cuenta de que con la conexión a Internet casi obligatoria, la obligatoriedad del uso de la cámara Kinect y la ausencia de momento de una política de privacidad clara acerca de lo que Microsoft va a poder o no hacer con nuestros datos en un tema, cuando menos peligroso.

Leer más

,

Halo antes molaba

Antes

Gracias a los dioses esta bendita generación enfila a estas alturas una despedida crepuscular. La generación de los Wiimotes, del PlayStation Move, de Kinect y de los aspavientos frente a la pantalla. La generación del DLC. Y cómo no, la generación de los shooters y las secuelas sin fin. En honor a la verdad, hemos de reconocer que la séptima generación de consolas también ha parido auténticos hitos en la historia del videojuego, impermeables a éstas críticas en tanto pueden defenderse de las susodichas acusaciones esgrimiendo la calidad que los caracteriza; antes, ahora y mientras la memoria de los jugadores los alcance a retener, pues por algo se han ganado un puesto entre los escasos títulos que esta industria tan dada a la reposición —en todas sus acepciones— perpetúa en el imaginario colectivo. En resumidas cuentas, sólo un puñado de titanes alcanzan la gloria. Convendrán conmigo que, por lo demás, mediocridades. Shooters y secuelas.

Leer más