, ,

Cream Wolf, el juego del hombre lobo que se hizo heladero

Cream Wolf, bajo este nombre nos encontramos un juego flash con uno de los argumentos más originales que nos podemos encontrar a lo largo y ancho de internet, que ya es decir. Y es que solo de una mente genial a la vez que perturbada, puede salir que un hombre lobo se dedique a repartir helados con su camioneta durante el día, para atraer a los niños y comérselos con la luna llena.

El juego, que es una combinación entre Pac-Man, simulador de heladero y flautista de Hamelin, luce unos gráficos 100% retro acompañados de una música absolutamente genial.

Vía: El Pixel Ilustre

19 comentarios
  1. Kirkis
    Kirkis Dice:

    Recomiendo que juguéis ya que es una maldita locura. Ya querrían muchos juegos de las consolas actuales derrochar la mitad de la calidad que tiene este juego.

    Responder
  2. Nico
    Nico Dice:

    Es cosa mía o el tío de la furgoneta de helados le tira un aire a Jesucristo????

    Ya sería rizar el rizo no?

    Jesucristo hombre-lobo come niños… OMFG RAPTOR JESUS!!!

    Responder
  3. vidalitro!
    vidalitro! Dice:

    Con todo esto:

    “El juego, que es una combinación entre Pac-Man, simulador de heladero y flautista de Hamelin, luce unos gráficos 100% retro acompañados de una música absolutamente genial.”

    HAY QXE JUGARLO Y PEDIR UNA EXPANSION AHORA YA!!!

    Responder
  4. Eldan
    Eldan Dice:

    Jugué a esto cuando John Tones lo recomendó en la Marca Player. Qué decir… una pequeña joyita, divertida, tétrica y jugable a más no poder! xD

    Responder
  5. samus111
    samus111 Dice:

    c v entretenido el game…pero aun no entiendo bn el sistema..:s
    de dia uno entrega helados y recoje los conos…y de noche??? bueno si uno c devuelve a la casa del sobrewolf c convierte en hmbre lobo pero..no deja devolverse al pueblo 😛

    Responder
  6. Capitan Lechuga
    Capitan Lechuga Dice:

    Acabo de jugarlo y el concepto en si es completamente genial, pero solo eso ya que despues de un rato se torna repetitivo

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *